Consulta diaria

Primera lectura: 2Sm 1,1-4.11-12.19.23-27: 
¡Cómo cayeron los valientes en medio del combate!
Salmo: 79
Que brille tu rostro, Señor, y nos salve
Evangelio: Mc 3,20-21: 
Sus parientes lo creyeron fuera de sí

Primera lectura: 1Sm 24,3-21: 
No extenderé la mano contra él
Salmo: 56
Misericordia, Dios mío, misericordia
Evangelio: Mc 3,13-19: 
Llamó a los que él quiso

Primera lectura: 1Sm 18,6-9; 19,1-7: 
Mi padre Saúl quiere tu muerte
Salmo: 55
En Dios confío y no temo
Evangelio: Mc 3,7-12: 
Tú eres el Hijo de Dios

Primera lectura: 1Sm 17,32-33.37.40-51: 
Venció David al filisteo
Salmo: 143
Bendito el Señor, mi Roca
Evangelio: Mc 3,1-6: 
¿Qué está permitido en sábado?

Primera lectura: 1Sm 16,1-13: 
Samuel ungió a David y lo invadió el Espíritu
Salmo: 88
Encontré a David mi siervo
Evangelio: Mc 2,23-28: 
La persona está por encima del sábado

Primera lectura: 1Sm 15,16-23: 
Obedecer vale más que un sacrificio
Salmo: 49
Al que sigue buen camino, le haré ver la salvación de Dios
Evangelio: Mc 2,18-22: 
¿Cómo van a ayunar si el Novio está con ellos?

Primera lectura: 1Sm 3,3b10.19: 
Habla, Señor, que tu siervo escucha
Salmo: 39
Aquí estoy, Señor, para hacer tu voluntad
Segunda lectura: 1Cor 6,13c-15a.17-20: 
Sus cuerpos son miembros de Cristo
Evangelio: Jn 1,35-42: 
Vieron donde vivía y se quedaron con él